EFECTOS DEL ENTRENAMIENTO FORZADO

Qué tan divertidos se ven estos perros?
Qué tan divertidos se ven estos perros?

Mucha gente que me conoce, me han escuchado decir más de una vez, "cuidado con los jala pescuezos" no lleven a sus perros con uno de ellos.


Ese sistema es conocido como entrenamiento forzado, que se basa en reforzamiento negativo a través de correcciones, castigos y manipulación física del perro.


Las correcciones o jalones de pescuezo se dan cada vez que el perrito no hace lo que se le exige. En muchos casos son tantas correcciones que los perros se apagan, y en casi todos los casos, se crea una mascota demasiado insegura, con miedo a intentar cosas nuevas ya que le puede producir un castigo. El perro en este caso vive una vida estresada.


Otros efectos de reforzamiento negativo es que hacen a su perro impredecible, por ejemplo, morder sin ladrar a consecuencia del mismo.


Estudio tras estudio revela que el entrenamiento forzado deja rasgos negativos en cualquier animal que se somete a este sistema (http://vip.vetsci.usyd.edu.au/contentUpload/content_3132/LaurenCox.pdf). Los posibles efectos secundarios del perro incluyen: estrés, gastritis, depresión e indefensión aprendida (cuando el animal ha aprendido a comportarse pasivamente, sin poder hacer nada, sin responder a pesar de que existen oportunidades para ayudarse a sí mismo. Esta condición está relacionada con la depresión.)


Entrenadores en EEUU, Canadá y Europa están utilizando métodos positivos para entrenar todo tipo de animales, hasta caballos. Los mismos departamentos de policía ahora entrenan a sus perros con técnicas positivas, ya que son más confiables y crean perros emocionalmente estables. 

 

Adicionalmente pueden existir daños fisiológicos incluyendo, lesiones en la traquea y/o columna, también pueden sofocar o causar una embolia.  En ocasiones los daños pueden ser severos para el perro.

 


 

Escribir comentario

Comentarios: 0